Consejos para traspasar negocios en locales

Un traspaso es arrendar o vender un local o locales en el que se está ejerciendo una actividad económica. Ya sea que optemos por una u otra, resulta una buena estrategia si se acumulan deudas o si un impedimento se extiende en un largo periodo para seguir con el negocio. También podemos realizarlo en caso de jubilaciones o para descansar de una actividad a la que se le hemos dedicado una vida entera.

Traspasar un local es una decisión muy importante difícil que debemos tomar por necesidad, no por capricho. Lo más importante es hacerlo bien, y dependiendo de algunos factores (actividad del local, clientes, deuda, resultados, etc.), al no cotizar en el mercado, es complicado valorar a la empresa. Por lo tanto, la oferta que hagamos cerrará el precio y es el punto de partida para una intensa negociación. La oferta debe ser buena, pero a la vez ventajosa para ambas partes.

Consejos a seguir para traspasar un local

  1. Vigilar las deudas y los gastos.Antes de un posible traspaso lo ideal es renegociar con el banco las condiciones de los créditos y el calendario de pago de deudas. Es mejor que estén distribuidas en varios años, a largo plazo, para que el futuro comprador vea más atractiva la empresa. Por otro lado, todos los gastos que asumía la empresa y que pueden ser personales hay que intentar minimizarlos lo máximo posible, con lo que se reducen gastos para que la empresa desde fuera se vea más rentable.
  2. Reformar el local o realizar mejoras (sobre todo si el local es nuestro). Pintarlo, redistribuir el espacio o comprar nuevos muebles dan una mejor imagen del local y con ello el interés.
  3. Eliminar lo menos rentable.Debemos centrarnos en lo más rentable para evitar que los gastos no afecten a las cuentas.
  4. Tener buena comunicación entre empleados propios de la situación.Desde el inicio del proceso o idea del traspaso, debemos hablar con los empleados, si los hay. Debemos evitar que decaiga el ánimo pensando en que el nuevo proyecto no puede contar con ellos o que tengan miedo de una nueva situación. De ser posible, hay que atar sus condiciones y puestos.
  5. Asesorarse por parte de profesionales. Es importante realizar la negociaciónde venta a través de profesionales para no mezclar la parte sentimental del proyecto con la empresarial. De esta manera, habrá una mejor ayuda para poder contar con un buen cuaderno de ventas que resuma nuestra posición en el mercado, la historia y las previsiones de futuro que pueda generar.

 

En definitiva, si queremos realizar el traspaso de un negocio, hay que considerar una serie de factores que pueden hacer más atractivo la negociación y, con ello, que el cambio de manos del local sea un éxito.